Logo de Isliada

Literatura cubana contemporánea

Noticias

La guardiana del tesoro de Vargas Llosa

Mario Vargas Llosa, ha elegido la biblioteca de su ciudad natal, Arequipa, como el último destino de su tesoro literario repartido actualmente en instituciones de Madrid, Lima y París.

Como ya es costumbre, el escritor celebró su cumpleaños, el pasado 28 de marzo, en la “Ciudad Blanca”, donando a la biblioteca  “Mario Vargas Llosa”, situada en una antigua casona del siglo XVIII del centro histórico, 2.012 ejemplares que se sumaron a los 2.741 que ya había entregado en 2014, dos años después de que anunciara que legaría sus  30.000 libros; entrega que se llevará a cabo de manera paulatina.

Desde el próximo mes de junio los libros, que están siendo registrados actualmente, podrán ser consultados en sala pero, solamente por estudiosos que “acrediten estar desarrollando una investigación”, según declaró a Efe Mario Rommel Arce Espinoza, director de la biblioteca.

Sin embargo, no todo el patrimonio bibliográfico de Vargas Llosa estará accesible. Por  el momento, sólo se podrá disponer de los textos que no tengan ninguna anotación, pues  un importante número de ejemplares tienen anotaciones, su firma o están dedicados a él.

Ha sido el propio autor quien ha expresado su deseo de que “por el momento no se divulguen esas anotaciones”, según reveló Arce Espinoza, quien aseguró que se respetará “su voluntad hasta que él decida lo contrario”, señalando además que “la confidencialidad del lector con el libro que lee debe ser respetada”, y que “no podrán estar disponibles porque cada una de esas obras contiene sus valoraciones personales, sus apreciaciones críticas”.

Entre las donaciones, obras de literatura de ficción y Ciencias Sociales procedentes de la biblioteca de su casa en el distrito de Barranco en Lima, hay muchos textos valiosos de la literatura universal, pertenecientes a autores como Gabriel García Márquez, Carlos Fuentes, Jorge Amado, Augusto Roa Bastos, José Donoso, Alejandro Dumas, Oscar Wilde, Julio Verne, Pío Baroja, Azorín o Benito Pérez Galdós.

Actualmente, en la biblioteca, se guardan más de 4.700 libros de la colección personal del Nobel de Literatura peruano. La próxima donación se prevé para  el 2016 cuando el autor  entregue su colección de literatura peruana, mientras que para el final dejará sus libros más queridos.

Contenido relacionado

Comentarios a: "La guardiana del tesoro de Vargas Llosa"

(*)Requeridos